MENUMENU

● CUANDO ORES… CUANDO AYUNES…

Por Mahesh Chavda

Jesús espera que usted ayune y ore…. En Mateo 6 5-7, el no dijo: “Cuando usted se sienta como que esta orando” No, Él dijo tres veces: “Cuando ores, “No, Si oras.De la misma manera, Jesús no dijo: “S1 algun día decidieras intentar ayunar, aunque sé que es casi imposible para ti “. No, Él dijo en Mateo 6 16-17: “Cuando ayunes”. El Señor no nos dio la opción de no ayunar, sino que más bien consideraba el ayuno como una parte tan natural de la vida cristiana que les dijo a los discípulos y a los críticos de ellos, que la oración y el ayuno serían una parte de sus vidas después que Él los dejara.

Nada ha cambiado después que Él dijera aquellas palabras. Si usted es cristiano, entonces usted ora . S1 usted es cristiano, entonces usted ayuna. DlOS quiere liberar una doble unción en nosotros para que podamos llevar esa palabra autoritaria de sanidad, liberación, y restauración de la que los discípulos testificaron en la liberación del joven epiléptico. Más tarde los discípulos ejercutaron ese mismo poder aplastador de demonios tal como leemos en el libro de los Hechos y a lo largo del relato de las Epístolas . ¡Estamos en el tiempo en que nosotros debemos hacer las obra de Jesús, las cuales cambian el mundo, puesto que estamos viendo la devastación en el mundo que nos rodea! En el libro de Joel, el Señor hizo que el profeta convocara a los ancianos, los habitantes adultos, los niños, los niños de pecho, y aun la novia y el novio que estaban esperando la ceremonia de su casamiento; para entrar en un solemne ayuno como nación delante de DlOS ¿Por qué y para qué? Ellos oraban urgentemente para que la restauraión viniera (vea Joel a partir de 2, 15). DlOS contestó la oración de ellos con una gran promesa en cuanto a los últimos días, lo que empezó a cumplirse en el Día de Pentecostés; lo dice el libro de los Hechos, y se manifiesta como nunca antes en nuestros días: “Y sucedera que después de esto, derramaré mi Espíritu sobre toda carne, y vuestros hijos y vuestras hijas profetizarán, vuestros ancianos soñarán sueños, vuestros jóvenes verán visiones y aun sobre los siervos y las siervas derramaré mi Espíritu en esos días” (Joel 2 28-29) La única precondición para el derramamiento de su ESPÍRITU SANTO, es que seamos personas que veamos la visión y que estemos dispuestos a pagar el precio por el poder, a través de la oración y el ayuno.

SI el Espíritu Santo lo ha movido a usted al leer este capítulo entonces probablemente DIOS lo está preparando para la guerra! Lo ha elegido a usted para hacer las obras de Jesús en su generación, y eso puede ser hecho solamente en el poder del Espíritu. Si usted está dispuesto a tomar el arma sobrenatural de la oración y el ayuno como una parte normal de su arsenal, entonces dígale al Señor ahora mismo: “Como tú me guíes, Señor Jesús”.

SI usted está dispuesto a pagar el precio de la oración y el ayuno habitual para poder derribar fortalezas, para tener victoria en su vida, y para liberar a los cautivos en su generación, entonces dígale al Señor: “Donde tú me guíes, Señor, te seguiré”.

Él puede llevarlo a ayunar un día por mes, un día por semana, o simplemente un día cada dos meses. Como sea, comprométase a hacerlo y confíe en que el Señor le dará la gracia para obedecer. Si usted pastorea una congregación, entonces puede ser guiado por el Señor para llevar a su Iglesia a tiempos de ayunos corporativos. Es muy importante que usted ponga su vida delante del Señor hoy, y confiar en Él por el mañana. Su respuesta obediente a Dios, al mismo tiempo es una de las catástrofes más temidas y peligrosas que le puede ocurrir al reino de las tinieblas. El enemigo sabe que usted puede cambiar la forrna y el destino de su ciudad y aún de su nación, al unirse al ejército de DIOS, a su ejército de los últimos tiempos, un ejército de hombres y mujeres que están comprometidos con el ayuno y la oración.

ORACIÓN “Señor Dios, veo a tus ángeles equipando a estos ejércitos con poderosas armas de guerra. Veo tropas de hombres y mujeres en diferentes jerarquías, que están poniendo tus armas en el arsenal de ellos. Deja que la unción venga ahora, Señor. Deja que la doble porción de tu Espíritu Santo venga y nos toque” “Deja que tus hijos e hijas reciban unción y gracia para ayunar .y orar. Y que la unción que yo he recibido sea impartida sobre aquellos que están leyendo estas palabras y haciendo esta oración conmigo en este momento… “Veo a este ejército marchando, Señor, ¡Estamos marchando para tomar las ciudades para Jesús! Estamos marchando para llevar el nombre del Señor a cada reino y a cada rincón de la tierra -al Este, al Oeste, al Norte, y al Sur. El ejército de Dios está avanzando y cada demonio debe postrarse delante del nombre de Jesús porque el ejército ungido viene con tus poderosas armas de guerra. Señor Dios, nos comprometemos en este día, a usar ficlmente estas armas. Señor, oro para que los pastores y líderes de tu ejército vean que son generales del ejército de Dios. Pon dentro de ellos, Señor Dios, la sabiduría divina que necesitan para guiar a esa parte del ejército hacia la Victoria. Señor Jesús, gracias por tu victoria total”.

 

Trackback from your site.

admin

This information box about the author only appears if the author has biographical information. Otherwise there is not author box shown. Follow YOOtheme on Twitter or read the blog.

Leave a comment

Si tienes algún comentario o necesitas consejería, escríbenos a través de nuestro correo electrónico

INFO@MINISTERIORESTITUCION.ORG

Translate »