MENUMENU

● DIOS SUPLIRA “TODO” LO QUE TE FALTE

  Mi Dios pues suplirá TODO lo que os falta conforme a sus riquezas en Cristo Jesus. Filipenses 4:19 Por: Charles Spurgeon

Sobre el autor: Charles Spurgeon conocido en el siglo XIX como “el Principe de los Predicadores”, admirado por su sabiduría y preocupación por predicar la verdad y solo la verdad. Evangelizo alrededor de 10 millones de personas. Sus predicaciones han sido traducidas a varios idiomas y actualmente, existen más libros y escritos de Spurgeon que de cualquier otro escritor cristiano.

1.- Necesidades temporales,“Todo lo que os falta.” ¡Que promesa!   El texto habla de todo lo que nos falta esta por un lado nuestra Necesidad Temporal  y ese no es un asuntoinsignificante. Si tenemos alimento y vestido, deberíamos estar contentos con eso; pero hay muchas personas del pueblo de Dios para quienes la simple obtención de alimento y ropa es una faena desgastante. Muchos de los santos de Dios se ven muy apurados por las preocupaciones hogareñas, las pruebas familiares, las enfermedades del cuerpo, las pérdidas en los negocios, y algunas veces por la imposibilidad de obtener un trabajo adecuado, tal como se encontraba Elías cuando se sentó junto al arroyo de Querit. Si Dios no les enviara pan y comida de una manera prodigiosa, ciertamente se morirían de hambre; pero su pan les será dado, y su agua está garantizada. Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta.” la declaración del texto incluye a la totalidad de sus necesidades personales y familiares.

2.-Necesidades Espirituales. Despues de todo nuestras necesidades temporales son muy pequeñas comparadas con las Espirituales.  Con la bendición de Dios, un hombre puede remediar muy prontamente lo que el cuerpo necesita, pero ¿quién habrá de proveer lo necesario para los requerimientos del alma? Tenemos necesidad de perdón perpetuo, pues siempre estamos pecando, y la sangre de Jesucristo está intercediendo siempre por nosotros y limpiándonos de pecado. Cada día hay necesidad de renovada fuerza para combatir contra el pecado interior; y, bendito sea Dios porque esa fuerza es suministrada diariamente, de tal manera que nuestra juventud es renovada como la del águila.

Como ministro del Señor, tú necesitas recibir ayuda para poder hacer lo acertado, en el momento debido, con un espíritu recto y de la manera correcta. Tu necesidad como maestro de escuela dominical, como predicador , y especialmente como un ministro del Evangelio, será muy grande, pero el texto satisface todos tus requerimientos, “Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta.” Amados es imposible que pueda nombrar todas nuestras necesidades Espirituales. Necesitamos ser convertidos diariamente de algún pecado o de otro, que, tal vez, a duras penas hemos reconocido como pecado. Necesitamos ser instruidos en las cosas de Dios, necesitamos ser iluminados en cuanto a la mente de Cristo, necesitamos ser consolados por las promesas, necesitamos ser avivados por los preceptos, necesitamos ser fortalecidos por las doctrinas. Necesitamos, oh, ¿qué es lo que no necesitamos? Somos simplemente un costal de carencias estamos llenas de ellas desde el primero de Enero hasta fines de Diciembre; pero aquí está la misericordia, “miDios, pues, suplirá todo lo que os falta.”  ¿Son exaltados ustedes a los lugares altos? ¿Tienen muchas comodidades? ¿Gozan de riquezas? Entonces cuánta necesidad tienen de ser guardados de amar al mundo, de ser preservados del desenfreno y de la altivez y de las necedades y costumbres de este perverso mundo actual. ¿Son ustedes muy pobres? Entonces la tentación es a la envidia, a la amargura de espíritu, a la rebelión contra Dios. “Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta.”

3.- Necesidad en el Sufrimiento, pues muchos de nosotros somos llamados a tomar nuestro turno en la casa de prisión del Señor. Allí requerimos de paciencia ante el dolor y de esperanza ante la depresión de espíritu. ¿Quién es suficiente para la obra de fundición? Nuestro Dios suplirá para nosotros esas gracias y consolaciones escogidas que nos fortalecerán para glorificar Su nombre, incluso en medio de las llamas. Él hará que la carga sea ligera o que la espalda se torne más robusta; Él disminuirá la necesidad o aumentará la provisión.

4-.Necesidad de una gran provisionMi Dios suplirá todo lo que les falte” ¡Cuán gloriosamente da Dios a Su pueblo! Antes necesitábamos perdón: Él nos lavó, y nos hizo más blancos que la nieve. Necesitábamos ropas, pues estábamos desnudos. ¿Qué hizo Él? ¿Nos dio algún tosco vestido de algún tipo u otro? ¡Oh, no!, sino que dijo: “Sacad el mejor vestido, y vestidle ,poned un anillo en sus manos y calzado en sus pies, traed el becerro gordo y celebremos Lucas 15:22-23.” Fue algo afortunado que el hijo pródigo tuviera sus vestidos hechos harapos, pues entonces necesitó ropa, y fue sacado el mejor vestido para él. Es algo grandioso estar conscientes de las necesidades espirituales, pues todas serán remediadas. Una necesidad consciente a los ojos de Dios, ¿qué cosa es sino una solicitud prevaleciente para una nueva misericordia? Algunas veces le hemos pedido que nos consuele, pues estábamos muy abatidos; pero cuando el Señor nos ha consolado, nos ha llenado de tal manera de deleite que hemos estado inclinados a clamar con el antiguo teólogo escocés: “¡Espera, Señor, espera! Es suficiente. No puedo soportar más dicha. “Recuerda que soy sólo un vaso de barro.” Nosotros, al aliviar a los pobres, generalmente no damos más de lo que podamos evitar, pero nuestro Dios no se detiene para contar Sus favores, sino que da como Rey. Derrama agua sobre el que está sediento, y corrientes de aguas sobre la tierra seca.

5.-. “ Conforme a Sus riquezas en gloria en Cristo Jesus.” Quiere decir, no sólo las riquezas de lo que ha hecho, sino las riquezas de lo que podría hacer; pues si Él ha hecho ejércitos de mundos, podría hacer miríadas de tantos mundos más, y no habría sino comenzado. ¿Quién podría calcular las posibilidades del Dios omnipotente? Pero el Señor suplirá todo lo que les hace falta de conformidad a tales gloriosas posibilidades. Él suplirá todas sus necesidades. Después de eso, ¿se atreven a deprimirse? ¡Oh alma, qué locura es la incredulidad! ¡Cuán flagrante blasfemia es dudar del amor de Dios! Él ha de bendecirnos; y, si somos bendecidos por Él, hemos de ser en verdad bendecidos. Si Él suple nuestras carencias “conforme a sus riquezas en gloria,” serán suplidas a plenitud. Tú verás todas las carencias de tu alma satisfechas, pero debes acudir a Cristo para todo.“En Cristo Jesús.” Ese es el manantial del que brotan las aguas vivas. Tú no has de ver suplidas tus carencias por tu propio cuidado y afán. “Considerad los lirios del campo, cómo crecen.” Tú has de ser enriquecido “en Cristo Jesús.” No has de ver suplidas tus necesidades acudiendo a Moisés, y obrando y trabajando duramente como si fueses tu propio salvador, sino mediante la fe en Cristo Jesús. Aquellos que no quieren acudir a Cristo han de pasárselas sin la gracia, pues Dios no da nada a los hombres por vía de gracia excepto a través de Su Hijo. Quienes más acudan a Jesús gustarán con mayor frecuencia de Su abundancia, pues todas las bendiciones llegan a través de Él. Mi consejo, para mí mismo y para ustedes, es que permanezcamos en Él; pues, debido a que ese es el camino por el que nos llega la bendición, es mejor que permanezcamos en él. Leemos acerca de Ismael que fue enviado al desierto con un odre de agua, pero Isaac habitó junto al pozo del Viviente-que-me-ve, y es sabio que habitemos junto al pozo de Cristo Jesús, y no confiemos nunca en los odres de nuestra propia fuerza. Si te apartas de Cristo Jesús, hermano, te separas del centro de la bienaventuranza.

*********************************************

OREMOS: Señor Jesucristo gracias te doy por tu bendita y poderosa palabra la cual ha bendecido mi vida. Gracias Señor, porque tu supliras TODO LO QUE ME  FALTE en el area económica, en la salud, en el area espiritual,  en cada rol que desempeñe, como esposo(a), como madre, como padre, como mujer, como hombre, como hijo(a), como profesional, como abuelo(a), como suegro(a), como siervo(a), como ministro(a) del Evangelio, supliras todas mis carencias como teologo(a), todo lo que me falte de fuego, uncion y poder del Espiritu Santo,  supliras todo lo que haga falta para llevar a cabo tu obra, y como Nehemias 2:8 cuando obtuvo todos los materiales para reconstruir el templo diremos: “Y me lo concedio, el rey, segun la benefica mano de Dios sobre mi,” TODO lo supliras conforme a todas tus riquezas en gloria que son ilimitadas e infinitas. Nos apropiamos de esta promesa hoy, la creo, la recibo, en el nombre de Jesucristo. Amen. Bendiciones, Lucy M.Cadavid

ORACIÓN:”Bendito Dios, humildemente te pedimos que ninguno de los que esperan en ti sea confundido; no, ni uno. Algunos están cansados, y el tiempo de espera les parece largo. Algunos están débiles , y apenas pueden esperar más. Y algunos se hallan enlazados en el esfuerzo de orar y obrar, Padre, ¡enséñanos a todos a esperar! Enséñanos a pensar los unos en los otros y a orar por los otros. Enséñanos a pensar en ti, el Dios de los que esperan. Padre, que ninguno de cuantos esperan en ti sea avergonzado. Por amor de Jesús. Amén.”Andrew Murray

Trackback from your site.

admin

This information box about the author only appears if the author has biographical information. Otherwise there is not author box shown. Follow YOOtheme on Twitter or read the blog.

Leave a comment

Si tienes algún comentario o necesitas consejería, escríbenos a través de nuestro correo electrónico

INFO@MINISTERIORESTITUCION.ORG

Translate »