MENUMENU

• Oración de consagración AL SEÑOR para cada año de vida

Repasando algunas oraciones, el SEÑOR me llevo a esta oración bíblica: “Oh SEÑOR, me pongo en tus manos y  me consagro a Ti.”  La cual, me parece apropiada para hacer y llevar en nuestro corazón, como resoluciones, propósitos y metas de consagración al SEÑOR, en este comienzo de año 2017. Teniendo en cuenta siempre,  que es por la Gracia del SEÑOR y con la ayuda de SU Santo Espíritu, que podremos lograr estas metas y nivel de consagración:  No por el poder ni por la fuerza, sino por mi Espíritu – dice el SEÑOR de los ejércitos. Zacarías 4:6 Y siempre tomados de la mano de nuestro Salvador porque EL nos  dice: Separados de Mí (Cristo) nada pueden hacer.Juan 15:5 Recordando cada día de este año 2017; que sin santidad nadie verá al SEÑOR, obrar en su vida, familia, salud, finanzas, ministerio. Porque podemos resumir en un solo verso la Palabra de Dios para cada año que nos permite empezar, porque en SU mano están mis tiempos, sino para todos los venideros que nos permita vivir en esta tierra, lo que el SEÑOR quiere y demanda de cada uno de nosotros, para poder ver Su mano prodigiosa actuando en cada necesidad: CONSÁGRENSE, PORQUE MAÑANA(cada año que nos permita vivir) EL SEÑOR HARÁ MARAVILLAS ENTRE USTEDES. Josue 3:5 NBLH   SANTIFIQUENSE, PORQUE EL SEÑOR HARÁ MARAVILLAS ENTRE USTEDES. Josué 3:5 RV !AMEN!

Oh Señor, me pongo en tus manos Por: Benito de Nursia Oh Señor, me pongo en tus manos y me consagro a Ti. Prometo hacer tu Voluntad en todas las cosas, Amar a Dios Nuestro Señor con todo mi corazón, con toda mi alma, con todas mis fuerzas. No matar, no robar, no codiciar, no prestar falso testimonio, honrar a todas las personas. No hacer a los otros lo que no querría que me hicieran a mí. No buscar el placer. Amar el AYUNO. Socorrer al pobre.Vestir al desnudo. Visitar al enfermo. Ayudar en las dificultades. Consolar al triste. Mantenerme apartado de los caminos mundanos. No preferir nada al amor de Cristo. No ceder a la ira. No abrigar deseo de venganza. No albergar mentira en el corazón. No fingir de manera cínica. No abandonar la generosidad. No jurar, para no jurar en falso. Decir la verdad con el corazón y la lengua. No devolver mal por mal. No hacer mal a nadie, y soportar pacientemente cualquier daño que me hagan. Amar a mis enemigos. No maldecir a quienes me maldicen, antes bien bendecirlos. Orar por los enemigos. Soportar persecución por la justicia. No ser orgulloso. No consumir bebidas embriagadoras. No comer en exceso. No ser perezoso. No ser apático. No murmurar. No detractar. Poner mi confianza en Dios. Referir a Dios lo bueno que vea en mí. Referir a mí mismo cualquier mal que vea en mí. Temer el día del juicio. Tener miedo al infierno. Desear con anhelo espiritual la vida eterna. Tener presente la muerte cada día. Observar constantemente mis actos. Recordar que Dios me ve donde quiera que yo esté. Invocar a Cristo como defensa contra los malos pensamientos que surjan en mi corazón. Guardar mi lengua de palabras perversas. Procurar no hablar mucho. Evitar la charla ociosa. No tratar de parecer listo. Leer solamente lo que es bueno leer. ORAR con frecuencia. Pedir perdón diariamente por los pecados y buscar la forma de enmendar mi vida. Obedecer a mis superiores en todas las cosas justas. No desear ser considerado santo, pero buscar la santidad. Cumplir los mandamientos de Dios por medio de buenas acciones. Tener pureza sexual. No odiar a nadie. No tener celos ni envidia. No amar la disensión. No ser orgulloso. Honrar al anciano. Hacer la paz después de una disputa, antes de la puesta de sol. No desesperar nunca de tu misericordia, oh Dios de misericordia…Amen Santiago 1:22-25:  Pero sean hacedores de la Palabra,  y no tan solamente oidores,  engañándose a sí mismos.   Porque si alguno es oidor de la Palabra pero No hacedor de ella,  éste es semejante al hombre que considera en un espejo su rostro natural, pues después de mirarse a sí mismo e irse, inmediatamente se olvida de qué clase de persona es. Pero el que mira atentamente a la perfecta ley,  la de la libertad,  y persevera en ella,  no siendo oidor olvidadizo,  sino un hacedor eficaz ,  éste será bienaventurado en lo que hace. ************************************** SEÑOR mío Jesucristo, mi Salvador y mi Redentor, nos postramos ante Ti y te suplicamos: Ayúdanos a vivir consagrados a Ti, hacer fieles y obedientes a lo que dice tu Bendita Palabra, cada día del año 2017. Pero, SEÑOR, hacemos esta oración solo esperando en Tu gran amor que tuviste para con nosotros, porque siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Romanos 5:8 Esperando en Tu Gracia infinita, y en tus misericordias eternas, porque estamos seguros que sin Ti, no lo lograremos, separados de Ti NADA somos, separados de Ti NADA podemos hacer. Gracias SEÑOR, por escuchar esta oración, gracias SEÑOR, por tu Sangre derramada en la Cruz que nos purifica, nos justifica y nos reconcilia con el Padre Celestial. Te damos, SEÑOR, y Rey, infinitas gracias porque hasta hoy has sido nuestro Ayudador, hasta hoy has sido nuestro “Ebenezer”, como lo fuiste para con el profeta Samuel  y para con tu pueblo Israel,  con él podemos decir: HASTA AHORA, HASTA AQUÍ NOS HA AYUDADO EL SEÑOR, 1Samuel 7:12, y estamos seguros que seguirás siendo nuestro “Ebenezer” durante el transcurso del año 2017, que en tu misericordia nos has permitido empezar, porque fiel es Aquel que prometió. AMEN  Lucy M.Cadavid  

EL SEÑOR CUIDA DE TI DESDE EL PRINCIPIO HASTA EL FINAL DEL AÑO/2017

La tierra a la cual entráis para poseerla, tierra de montes y valles, bebe el agua de las lluvias del cielo.  Es una tierra que el Señor tu Dios cuida; los ojos del Señor tu Dios están siempre sobre ella, desde el principio hasta el fin del año. Deuteronomio 11:11-12

” Hoy nos encontramos al borde de lo desconocido. El Nuevo Año lo tenemos delante de nosotros y vamos a poseerlo. ¿Quién puede saber lo que hallaremos? ¿Por qué nuevas experiencias y cambios pasaremos y con qué nuevas necesidades nos enfrentaremos? He aquí un mensaje de nuestro Padre Celestial que nos alienta, conforta y anima. “El Señor tu dios te cuida.” “Sus ojos están sobre tus necesidades y turbaciones desde el principio hasta el fin del año,”  El SEÑOR proveerá con aquello que necesitamos. El nos surtirá con manantiales que jamás han de secarse, con fuentes y ríos que permanecerán para siempre. ¿Preocupado? Aquí tienes la promesa maravillosa del Padre Eterno. Si El es la Fuente de nuestras misericordias, éstas jamás podrán faltarnos. Ni el calor, ni la sequedad podrán extinguir aquel río “cuya corriente alegra la ciudad de Dios.” La tierra es un terreno de montañas y valles. No todo es llanura, ni pendientes. Si la vida no fuese susceptible de cambio; su monotonía nos oprimiría. En la vida necesitamos también montes y valles. Las montañas recogen las lluvias que ayudan grandemente a centenares de valles fructíferos. Lo mismo sucede con nosotros. Las dificultades, como montañas que en la vida encontramos, son las que nos conducen al trono de la gracia y nos proporcionan la lluvia. iCuántos han perecido en el desierto y han sido enterrados bajo sus aúreas arenas, que hubieran vivido y prosperado en el campo montañoso! Si no hubiese sido por la firmeza y escarpados de las montañas que son tan difíciles de trepar, cuantos no hubiesen muerto por la helada y marchitados por el viento. j Cuántas desolaciones de árboles y fruto se han evitado debido a las montañas! Las montañas de Dios son una protección divina para su pueblo contra sus ene. migas. No podemos decir qué es lo que la pérdida, el dolor y la prueba están obrando. El Padre se acerca hoy a nosotros para tomarnos por la mano y conducirnos por nuestro camino. Este será, un año bueno y bendito. AMEN” L.B.Cowman Deut 11: 11-12 “La tierra a la cual pasáis para tomarla es tierra de montes y de vegas, que bebe las aguas de la lluvia del cielo; tierra de la cual EL SEÑOR tu Dios cuida; siempre están sobre ella los ojos del SEÑOR tu Dios, desde el principio del año hasta el fin.” ” ….Se ha dado la bienvenida a un nuevo año; como todo lo nuevo, es desconocido, estamos  llenos de cómo, cuando, porque, para que, y estas preguntas no las podemos contestar, PERO tenemos un Padre en los cielos, que no se compara con ningún otro padre, nos ha enviado una promesa; asi como les envio a los Israelitas que vayan a tomar posesión de su tierra, tierra que Dios les había prometido, asi hoy nos esta enviando a cada uno de nosotros a tomar posesión de lo que esta por venir. Y ¿porque nos dice que tomemos posesión? Porque El, ya nos la ha dado. ¿Quien es la fuente? ¿Quien es la provision? ¿Quien cuida? cada pregunta, tiene una misma respuesta; Dios. Hoy estamos a la puerta de algo nuevo, y muchas veces el temor nos acompaña mas que sus promesas, PERO,  tenemos que escoger, ¿Cómo vamos a caminar esta nueva aventura? Por FE o por lo que vemos; si es por FE, caminamos con Dios, si es por vista caminamos por nuestro propio esfuerzo. Leyendo estas promesas en el libro de Deuteronomio leemos que Dios nunca daba algo que no había prometido, y sus promesas eran dadas cuando El ya las había cumplido. Aquí, promete: provision, cuidado, guía, y era constante, no es un dia si, otro dia no, es de principio a fin. Hoy, empieza un nuevo dia, un nuevo año, y con cada amanecer, la luz viene poco a poco, y esa luz que nos es dada nos permite ver lo necesario para caminar. Cada vez que el SEÑOR enviaba un angel a dar una promesa, siempre decía: NO TEMAS, asi empezamos hoy, NO TEMAS, el SEÑOR tu Dios te cuida, desde el principio hasta el fin. NO TEMAS. Bendiciones que este año sea lleno de Paz, Amor, y una mente clara para obedecer y caminar.”  Por: Hora de Gracia

Trackback from your site.

admin

This information box about the author only appears if the author has biographical information. Otherwise there is not author box shown. Follow YOOtheme on Twitter or read the blog.

Leave a comment

Si tienes algún comentario o necesitas consejería, escríbenos a través de nuestro correo electrónico

INFO@MINISTERIORESTITUCION.ORG

Translate »