MENUMENU

● SANIDAD DEL ALMA, EN CRISTO: LA DEPRESIÓN

Por: A. Lucia M. Cadavid

LA DEPRESIÓN Según los expertos esta es la descripción de los síntomas de un deprimido : Es una alteración del estado de ánimo, es la forma más común del sufrimiento mental, es la sensación de decaimiento emocional, la perdida de interés por las cosas que antes disfrutaba. Son síntomas de la Depresión: – Tristeza, sentirse inútil, pesimista, llorar continuamente, desesperanza – Auto-crítica severa, culpabilidad, temores y miedos. – Deterioro físico, descuido físico, baja autoestima. – Perdida de la memoria, problemas para concentrase – Perdida de interés por las cosas que antes disfrutaba – Intranquilidad, irritabilidad, aislamiento de los demás – Perdida de la energía, insomnio. – Perdida del apetito o aumento de peso por comer en exceso. – Consumir alcohol o fármacos mas de lo normal. – Pensamientos de muerte o acciones de suicidio recurrentes. Es bueno saber  que la depresión es una enfermedad como puede ser la diabetes, o la artritis, o cualquier otra enfermedad solo que es mental. Esta enfermedad progresa cada día afectando los pensamientos, sentimientos, la salud física y el comportamiento de la persona. De las enfermedades mentales, el carácter de vergüenza o estigma, que la opinión publica tiene de ellas, es la depresión que a fuerza de popularizarse, la que esta siendo más tolerada socialmente.

Son causas de la depresión: La herencia genética, biblícamente hablando, es una maldición causada por el pecado y desobediencia de nuestros ancestros,  (en mi caso mi abuelo,mi papá sufrió de depresión, mi tío, mis primas, mis hermanas y yo ).  Pero sucederá que si no obedeces alSEÑOR tu Dios, guardando todos sus mandamientos y estatutos que te ordeno hoy, vendrán sobre ti todas estas maldiciones y te alcanzarán:…EL SEÑOR te herirá con locura, ceguera y turbación de espíritu; Deut. 28:15 y 28 Y en mí languidece mi espíritu; mi corazón está consternado dentro de mí. Salmo 143:4 El tratamiento de enfermedades como la tiroides, cáncer, enfermedades neurológicas, después de operaciones fuertes, después de un parto, llamada depresión post parto. El uso de ciertos medicamentos, el uso de drogas y alcohol en exceso, la culpabilidad, el rechazo,  los complejos de inferioridad, los cambios, como entrar en la menopausia o andropausia en el hombre, cambio de empleo,  mudarse, casarse. Problemas como la perdida del trabajo, el divorcio,  el desamor, el luto por perdida de un familiar, fracasar en los negocios, problemas que no se pueden resolver, o situaciones que no se pueden cambiar, desencadenan la depresión.

De la Depresión a la  Liberación y Restauración, en Cristo, mi Sanador y Salvador:  Creo que David, el Salmista, sufrió de depresión. El SEÑOR me llevo a leer muchas veces El Salmo 102, al igual que el Salmo 69, y otros mas. Mientras leía este Salmo sentía que estaba describiendo mi condición y me conmovía profundamente, me sentía ¡tan consolada! al saber que un siervo de Dios, quien era conforme al corazón de Dios, había sufrido de depresión, que yo no era la única, que el salmista vivió lo mismo que yo. En mi caso, la depresión se desencadenó por la infidelidad de mi esposo, al ver mi hogar hecho ruinas.  Tristemente, algunos predicadores, siervos de Dios, por ignorancia, atacan y  critican a quienes sufren de depresión, se les acusa de  falta de Fe si consultan un profesional de la salud mental, se les acusa de que están en pecado o que están endemoniados, en mi caso, desde mi mamá y toda mi familia, me señalaban de endemoniada, incluyendo líderes religiosos, fui sometida a sesiones de liberación y nada cambiaba, incluso, puedo decir, que empeore, cada día estaba mas delgada, mas enlutada,  no sabía  ni entendía que me pasaba, y eso me confundía y me hundía mas y mas, al no ver salida a mi condición espiritual y al ver mi hogar destruido, deseaba morir porque pensaba que así terminaría tanto dolor. Pero oraba y suplicaba, al SEÑOR que me ayudará y  mi fiel SEÑOR, Siquiatra de siquiatras, no tardo en responder, me hizo comprender que es una enfermedad, y que necesita tratamiento tanto físico y especialmente espiritual, para obtener la salud completa y así con salud podría luchar por la Restauración de mi hogar. Dijo Jesús: Porque los sanos No necesitan de médico(de tratamiento siquiátrico), sino los enfermos(de la mente y del alma)   Se me acuso de pecado oculto, porque lloraba mucho. Tanto he llorado que los huesos se me pegan a la carne. Salmo 102:5 Igual que el sacerdote Elí acuso a Ana de ebria, ella estaba deprimida por la esterilidad, igual que yo,  estaba estéril espiritualmente, mi alma estaba seca.  Débil está mi corazón, y seco cual la hierba. Salmo 102:4 Dios permite que los lideres religiosos y siervos de Dios, se equivoquen, como el profeta Elí con Ana, para enseñarnos a depender solo de EL. Hay predicadores, siervos de Dios, que no creen y por tanto no predican sobre la Sanidad del Alma. Pero, el Salmista David, suplico al SEÑOR que sanara su alma: SEÑOR, ten misericordia de mí; SANA MI ALMA, porque contra ti he pecado. Salmo 41:4  Esto por mencionar un verso, porque hay muchos versos sobre este tema, como algunos que ya mencione en la Introducción de Sanidad del Alma, en Cristo. En verdad, por causa de la depresión, toque fondo, estuve a las puertas de un hospital mental, no comía, baje mucho de peso, puedo decir como David:  Fueron mis lágrimas  mi pan de día y de noche, mientras mi esposo y su amante, me preguntaban ¿Donde está tu Dios? Salmo 42:3 No tenía claridad para pensar, me sentía muy débil, no dormía, me sentía sola, sin esperanza. Ya no duermo, y hasta me siento como un pájaro solitario sobre el tejado. Salmo 102:7   Deseaba morir para  no sentir ese gran dolor en mi alma. Y cuando ya no tenía ni esperanza ni fuerza física,  cuando estaba por tocar fondo, cuando ningún hombre religioso, ni profeta, en este mundo me pudo ayudar. Mi SEÑOR, mi libertador, me rescató, me guió a consultar un siquiatra, algo que consideraba pecado y vergonzoso, por el estigma social y religioso que se tiene de consultarlos, pero el SEÑOR Siquiatra de siquiatras,  uso a este profesional de la salud mental,  para mi recuperación física, porque con el tratamiento, por lo menos comencé a dormir y a comer, fui diagnosticada con depresión, asociada a trastorno de ansiedad, de pánico, trastorno obsesivo compulsivo y pre-sicosis.  En cuanto a mi restauración espiritual el SEÑOR, trato conmigo, mostrándome las causas de la depresión, principalmente por el odio, que guardaba en mi corazón por mi esposo y mi rival. (Esto lo detallo mas en el tema Sanidad del Alma: La Falta de Perdón)  En medio de la desilusión, decía al SEÑOR: Porque mi esposo y mi rival, me causan este daño ¡tan grande! y se ven felices, no les importa nada, y yo tu hija, estoy  en el pozo de la desesperación, y en el lodo cenagoso del luto, y la tristeza,? Como Jeremías, quien creo que también sufrió de depresión,  me quejaba diciendo al  SEÑOR: Acuérdate de mí, y visítame, y véngame de mis enemigos(los espíritus de Odio, deseos de venganza, infidelidad,lascivia, celos, ira,  mentira, engaño, borracheras, rechazo, desamor), que me tienen en esta condición tan terrible e indescriptible. Mi alma, mente y mi cuerpo están enfermos, ¡no puedo mas, Sáname SEÑOR!  ¿Por qué es mi dolor perpetuo y mi herida incurable, se rehúsa Sanar? ¿Serás en verdad para mí como corriente engañosa, como aguas en las que no se puede confiar? Y en medio de este clamor y de tan profundo dolor, la respuesta de mi SEÑOR, y Salvador fue: Si te conviertes, yo te Restauraré, en mi presencia estarás; si apartas lo precioso de lo vil (lo verdadero de lo falso), serás mi portavozQue se vuelvan ellos a ti, pero tú no te vuelvas a ellosY te pondré en este pueblo por muro fortificado de bronce, y pelearán contra ti, pero no te vencerán; porque yo estoy contigo para guardarte y para defenderte, dice el SEÑOR.  Y te libraré de la mano de los malos, y te redimiré de la mano de los fuertes. Jeremias 15:15 y 18-21 El SEÑOR, me estaba pidiendo una conversión y consagración total y  verdadera a EL, me estaba pidiendo que ya no claudicara mas entre dos pensamientos, entre el mundo y Dios, entre el odio y EL,  para restaurar mi salud espiritual totalmente, para sanar y restaurar mi matrimonio muerto. Alabado sea mi SEÑOR, y SALVADOR por siempre,  porque mi Fiel SEÑOR, Esposo Celestial,  no me dejo sola, me guío y me ayudo a salir de esa situación tan terriblemente dolorosa. Su palabra se cumplió en mi vida: El SEÑOR, me quito el luto de la depresión, me ungió  con el aceite fresco de  Su Santo Espíritu,  Jesús,  ordeno que a esta deprimida, a esta afligida,  se le diera gloria en lugar de ceniza, oleo de gozo en lugar de luto, y manto de alegría en lugar de un espíritu angustiado, de un espíritu deprimido. Isaáis 61:3. ¡¡¡AMEN!!!  Solo los que hemos transitado por el camino del dolor de la depresión,  sabemos y entendemos de que se trata. Alabado sea mi SEÑOR por siempre, que me permitió esta prueba en la que nadie me  entendía y por la que me sentí muy, muy  sola, EL SEÑOR me quito todo apoyo humano, porque a través de todo ese dolor, aprendí a depender totalmente de mi SEÑOR y Salvador, aprendí a contemplar la Cruz y hallar consuelo en ella, aprendí a buscarle en oración, aprendí  a apoyarme en la Palabra de Dios y no en las palabras de los hombres, aprendí a seguir al Profeta de profetas, Cristo, mi Salvador. La Palabra de Dios cobro un significado tan especial en medio del desierto, en verdad me dio vida,  fue mi sustento, fue mi maná, fue mi manantial de aguas que fluyó de la Roca para esta alma deprimida y sedienta, aprendí a amar a mi SEÑOR  por sobre todo, porque EL me rescato del pozo de la desesperación cuando nadie mas pudo, si, por eso lo amo y cuando te rescate a ti, también aprenderás a amarlo con todas sus fuerzas. EL es mi Todo en todo, EL es mi Esposo Celestial, EL ha tenido cuidado de mi. El nunca falla a los que esperan en EL. EL es fiel, EL es mi Libertador, mi Sanador y mi Doctor, Divino y tu Sanador.  ¡Amen!

Salmo 102 La oración de un afligido( de un deprimido)SEÑOR, escucha mi oración; ¡deja que mi queja llegue a tus oídos!No te alejes de mí cuando me veas angustiado; inclina a mí tu oído, ¡respóndeme pronto cuando te invoque!  Mi vida se va desvaneciendo, como el humo; mis huesos se deshacen, como tizón quemado. Débil está mi corazón, y seco cual la hierba; ¡hasta me he olvidado de comer!  Tanto he llorado que los huesos se me pegan a la carne. Soy como los pelícanos del desierto;¡soy como los búhos de las soledades. Ya no duermo, y hasta me siento como un pájaro solitario sobre el tejado.  Todos los días me insultan mis enemigos; se confabulan y hacen planes contra mí. El pan que como, me sabe a ceniza; lo que bebo, se mezcla con mis lágrimas. ¡Y es porque estás enojado conmigo! ¡Primero me elevas, y luego me dejas caer! Mi vida se diluye como una sombra; ¡me voy secando como la hierba! 12 Pero tú, Señor, permaneces para siempre,y todas las generaciones te recordarán. Te levantarás y tendrás misericordia de Sión(de mi), porque ya se ha cumplido su tiempo; ¡ya es hora de que le tengas misericordia!14 Tus siervos aman cada una de sus piedras; ven sus ruinas, y se compadecen de ella. 15 Señor, las naciones honrarán tu nombre; los reyes de la tierra reconocerán tu gloria, 16 porque tú, Señor, reconstruirás a Sión( coloca tu nombre, reconstruirás mi vida, soy tu templo y morada), y en su esplendor serás reconocido.17 Tendrás en cuenta la oración de los pobres(de los deprimidos), y no dejarás de escuchar sus ruegos. Esto, Señor, quedará escrito para los pueblos futuros, ¡para que las generaciones del mañana te alaben!  Desde su alto santuario, el Señor observa, desde los cielos, el Señor contempla la tierra  para oír el clamor de los cautivos( por la depresión) y dar libertad a los sentenciados a muerte; para que en Sión se anuncie el nombre del Señor, ¡para que en Jerusalén se proclame su alabanza! Entonces todas las naciones y todos los reinos vendrán y se unirán para servir al Señor.  En mi camino, el Señor me retiró su apoyo; ¡me recortó los días de mi vida! Pero yo le supliqué: «Dios mío, tú vives por todas las generaciones:¡no me reduzcas la mitad de mi vida!  Tú fundaste la tierra desde el principio, y con tus propias manos formaste los cielos. Un día, ellos serán destruidos; envejecerán, como vestidos usados, y tú los cambiarás por otros;¡Pero tú permanecerás!  ¡Tú seguirás siendo el mismo, y tus años nunca tendrán fin! Los hijos de tus siervos vivirán tranquilos, y sus descendientes se afirmarán en tu presencia. AMEN

COMO SALIR DE LA DEPRESIÓN  Clínicamente los sicólogos y siquiatras coinciden en el uso de medicinas como tranquilizantes, antidepresivos para combatir el sueño, la ansiedad y la angustia que produce la depresión. Y no puedo negar que es una ayuda que el SEÑOR nos dejo, para mi fue un apoyo el tratamiento siquiátrico ya que no comía, no dormía, y mi vida estaba en peligro, puedo decir que estaba como David cuando dijo:Mi vida se diluye como una sombra; ¡me voy secando como la hierba! Salmo 102:11 . Bien dijo el SEÑOR que: Los sanos NO tienen necesidad de médico(de siquiatra), sino los que están enfermos(En este caso los deprimidos). Aparte de lo que ya mencione antes en mi testimonio, puedo añadir: Que en esas circunstancias y tomando calmantes que me daban alivio temporal, aprendí la enseñanza mas grande de mi vida en Dios, la cual quiero compartir contigo. La cual  se, que  te servirá tengas o no depresión. Aprendí el poder de la Palabra de Dios y la importancia de MEDITAR en ella y no en el problema, aprendí la importancia de confesar la Palabra de Dios y el efecto que produce en el mundo espiritual el citarla en oración, decirla, proclamarla. Mencionaré algunos pasajes Bíblicos que me fueron y aun siguen siendo de gran ayuda para mi, y se que lo serán para ti también 1 Corintios 10:4 La palabra de Dios derriba FORTALEZAS a través del Espíritu Santo. La depresión es una fortaleza mental. Las armas de nuestra milicia no son carnales sino poderosas en Dios para la destrucción de fortalezas. 2. Filipenses 4: 7 Y la paz de Dios que sobrepasa todo entendimiento, guardará nuestros corazones y nuestros PENSAMIENTOS en Cristo Jesús. Que nuestros PENSAMIENTOS sean guardados en Cristo es lo que necesitamos, puesto que cuando se sufre de depresión, todo el día se piensa en el problema y que no hay solución,no hay salida y nos llenamos de desesperanza. De acuerdo a mi experiencia este versículo lo repetía muchas veces durante el día, hasta que se hizo una realidad en mi vida, porque la palabra de Dios tiene un poder sanador en el alma, y fui llena de esa paz que sobrepasa todo entendimiento. 3. Josué 1: 8 Nunca se apartara de tu boca este libro de la ley, sino que día y de noche MEDITARAS en el, para que guardes y hagas conforme a TODO lo que en el esta escrito; porque entonces harás prosperar tu camino y TODO te saldrá bien. Es necesario que meditemos en la palabra de Dios en todo tiempo, que llevemos a la practica lo que hemos meditado de ella, o que obedezcamos, que este en nuestra boca y como consecuencia TODO lo que hagamos nos saldrá bien, esa es una promesa de Dios para nosotros. 4. Juan 16:33 Dijo Jesús a sus discípulos: Estas cosas les he hablado para que en mi tengan paz. En el mundo tendrán aflicción; pero confíen, yo he vencido al mundo. Salmo 34: 19 Muchas son las aflicciones del justo, pero de todas ellas te librará el Señor. La depresión la usa el enemigo para robarte la paz, y Cristo ha prometido darnos Paz en EL. En el punto mas bajo de depresión en la que me encontraba, hice mía y me apropie en oración cada día de esta promesa, la cual mencione antes, pero por ser de tanta bendición para mi la repito, decía: SEÑOR, tu has venido a ordenar que a los afligidos de Sion se les dé gloria en lugar de ceniza, óleo de gozo en lugar de luto, manto de alegría en lugar del espíritu angustiado; y serán llamados árboles de justicia, plantío de SEÑOR, para gloria suya. Isaías 61:3 Hasta que finalmente, el luto por la depresión me fue quitado y el SEÑOR me dio oleo de gozo, y manto de alegría en lugar de espíritu deprimido. ¡¡Gloria a Mi SEÑOR y Salvador por siempre!! Dios no ha prometido que no pasaremos por dificultades, pero si nos promete librarnos de ellas. Esa perdida, ese problema que no tiene solución humana. En Dios hay una salida, tal vez no como la que tu esperas, ese familiar que te tiene enlutado no volverá, pero Dios te dará fuerza, resignación y consuelo para soportar, esa enfermedad, si esta en el propósito de Dios el te sanará, ese negocio en quiebra, esa oportunidad de trabajo que no llega, ese divorcio o separación irreparable, puedes recuperar todo lo que haz perdido, porque Dios es el Dios de los imposibles.  Recuerda, para el que CREE todo le es posible, MEDITA en ello día y noche. Job 19: 25-27 Yo se que mi Redentor vive, y al fin se levantará sobre el polvo, y después de desecha esta mi piel, en mi carne he de ver a Dios; al cual veré por mi mismo, y mis ojos lo verán y no otro. Aunque mi corazón desfallece dentro de mi. Job cuando confeso estas palabras estaba pasando por el dolor de haber perdido a todos sus hijos, es decir, estaba enlutado, además tenia problemas financieros porque lo perdió todo, estaba enfermo, pues tenia un problema en la piel como la sarna, sumado a todo esto, la esposa se puso contra el. Aun que la Biblia no lo mencione, Job estaba en depresión, sin embargo, el con toda confianza proclamó ” Yo se que mi Redentor vive” , si Job pudo habiéndolo perdido todo, nosotros también podemos lograrlo, tener esa misma confianza y decir como el : Yo se que Dios me va a sacar de esta situación. Dios devolvió a Job el doble de lo que había perdido, también lo hará contigo, si no desmayas en creer y esperar en El. 7. Isaías 49:23 Y conocerás que soy Dios, que no se avergonzarán los que esperan en mí. Salmo 34:5 Los que miraron a EL fueron alumbrados y sus rostros no fueron avergonzados. Los que esperamos en el Señor nunca seremos avergonzados, El nos levantara y cumplirá sus promesas porque El no es hombre para que mienta ni hijo de hombre para que se arrepienta ( Números 23:19). 8. Estas promesas fueron de bendición para mi vida, y también se que el SEÑOR te dará además de estas otras promesas que se apliquen a tu condición, que serán revelación, rema y bendición para ti.

Proverbios 28:13 El que encubre sus pecados no prosperará mas el que los confiesa y se aparta alcanzará misericordia. Si la culpa por algo malo que hiciste en el pasado te tiene deprimido, no esperes mas para liberarte, busca a alguien espiritual que pueda ayudarte y confiesa lo que hiciste, y si no te has apartado renuncia, esto te va a liberar, te permitirá recibir las bendiciones que Dios tiene para ti. Por ultimo si tu repites todos los días y en cada momento en tu mente, que es donde se libra la batalla de la depresión, estos pasajes Bíblicos, a manera de oración, y los crees, los vives, haces que sean una realidad en tu vida, vas a lograr igual que yo ser libre y sanado totalmente, pues son estas, las mejores pastillas para sanar el alma, además, las dosis son ilimitadas, está permitida una sobredosis de estos calmantes celestiales. Ama la Palabra de Dios y medita en ella cada día.

“Conviene pues entregarse mucho a la lectura de las Escrituras Santas, debemos Escudriñarlas no de manera superficial, sino con diligencia, porque si así lo hacemos sacaremos de su lectura provecho para conseguir nuestra Salvación eterna. Si nuestro corazón está muy endurecido, nuestro entendimiento extremadamente ciego y nada hemos logrado en otro tiempo, tal vez en este con la lectura santa alcanzaremos mucho. No temas, hombre, ni digas: “Nada consigo porque nada hago de cuanto leo y  oigo.” Entiende que ya ganaste mucho. Llamaste tu corazón sobre si mismo, le llenaste de un santo temor: Esto no puede serte inútil, sino muy provechoso. Todo cuanto necesitas para conseguir tu salvación eterna, todo está consignado en las Escrituras. ¿Eres ignorante? Allí aprenderás. ¿Eres obstinado en el mal? Allí hallarás las advertencias del juicio divino que te harán temer. ¿Te sientes culpable?  Allí están las promesas de la gloria que te alentarán y consolarán. ¿Eres débil y enfermizo espiritualmente? Allí encontrarás alimento, que si no robustecen del todo tu alma, al menos no la dejarán morir. ¿Eres fiel? Allí te saborearás con otros manjares mas fuertes para tu espíritu; despreciarás enteramente el mundo, adquirirás una naturaleza casi como angélica. ¿Estás, en fin, herido por el diablo, tienes un corazón canceroso a causa de los pecados? Pues allí hay también medicinas fuertes, efectivas y saludables, que te animarán y te harán recobrar la salud de tu alma.” Crisostomo

EL COMPORTAMIENTO OBSESIVO COMPULSIVO

Puede ser una consecuencia de la Depresión, y produce perturbación anímica. La palabra OBSESION del latín obsidere que significa sitiar, cercar. Es un espíritu que usa el enemigo de las lamas para tenerlas cautivas. Es una idea fija, temor o impulso que se apodera del ánimo de la persona dominándola por completo y provocando ansiedad y angustia. La palabra COMPULSIVO del latín Compulsivo que significa apremio y fuerza. Impulso irresistible y repetitivo, fuerza interior que determina y domina, el pensamiento y la acción de una persona en contra de su voluntad, produce ansiedad si no se lleva a cabo dicha acción. Si estamos dominados por actos repetitivos irracionales, para satisfacer impulsos y deseos estamos en problemas.Sufrí de depresión asociada a trastorno obsesivo compulsivo, a trastorno de ansiedad y a trastorno de pánico, en verdad toque fondo. Pero doy gracias a Dios, porque en lo que fui consolada puedo consolar a otros que están en esta condición:  Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, Padre de misericordias y Dios de toda consolación,  el cual nos consuela en toda tribulación nuestra, para que nosotros podamos consolar a los que están en cualquier aflicción con el consuelo con que nosotros mismos somos consolados por Dios. Porque así como los sufrimientos de Cristo son nuestros en abundancia, así también abunda nuestro consuelo por medio de Cristo. 2 Corintios 1:3-5  El enemigo ataca nuestra mente y pensamientos, pues es en la mente y en lo que hablamos es donde se desatan las batallas espirituales, el comportamiento obsesivo compulsivo surge por una falta de equilibrio emocional y dominio propio. Existen diferentes compulsiones: a la limpieza, a  comprar, a comer, al consumo de licor, las drogas, el cigarrillo, al sexo etc. Las adicciones son igual a cualquier otro problema mental, emocional, o físico que podamos sufrir. Estos comportamientos obsesivos perjudican y dañan al que los sufre, y a la familia, puede dividir y destruir familias.  Si el problema nace en la mente y en lo que hablamos, puesto que lo que decimos es lo que hay en nosotros, la solución proviene también de la mente y de lo que confesamos. Creo que esta solución aplica a todos los problemas del alma, ansiedad, preocupación, dolor, desdicha, desesperanza. El comportamiento obsesivo compulsivo puede ser sanado por el poder del Espíritu Santo y la aplicación y confesión de la Palabra de Dios. . Lucas 6:45 Porque de la abundancia del corazón habla la boca. Lo que hablamos es lo que somos, y reflejamos, es lo que hay en nuestra mente, lo que pensamos es lo que hablamos o lo que no decimos es lo que ocultamos. Repetir la Palabra de Dios y meditar en ella, nos llena de vida, de paz y sana nuestra mente. Quiero compartir contigo un pasaje bíblico, de los que ya mencione que fue y es, para mi y se que será para ti, el mejor y mas eficaz antidepresivo y antiansiolitico recetado para la depresión y las obsesiones compulsivas. Debes repetirlo, meditar en el todo el día, aumentar la dosis en aquellos momentos que tu único deseo es morir, o tienes la obsesión o la compulsión irracional de hacer algo que sabes que te daña. Este verso también lo repetí muchas veces en oración, hasta que se hizo una realidad en mi vida, EL SEÑOR es fiel.  Filipenses 4 :7 Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros PENSAMIENTOS en Cristo Jesús. EL SEÑOR, Doctor de las almas y Siquiatra de siquiatras me sano de todos los trastornos asociados con la depresión incluyendo la pre sicosis, si lo hizo por mi lo hará también por ti. AMEN.

“En relación a la Palabra de Dios: Vivir en ella. Ejercitemos nuestras mentes encontrando nuestro alimento y nuestro descanso en ella, y haciendo de ella nuestro todo en todo. Nosotros seremos los que más nos beneficiaremos de ella, si la convertimos en nuestro alimento, nuestra medicina, nuestro tesoro, nuestra armadura, nuestro descanso, nuestra delicia. Que el Espíritu Santo nos lleve a hacer esto y que haga que la Palabra sea muy preciosa para nuestras almas.” Charles Spurgeon

admin

This information box about the author only appears if the author has biographical information. Otherwise there is not author box shown. Follow YOOtheme on Twitter or read the blog.

Si tienes algún comentario o necesitas consejería, escríbenos a través de nuestro correo electrónico

INFO@MINISTERIORESTITUCION.ORG

Translate »